La Doble Oportunidad

Este tipo de apuesta esta especialmente indicada para eventos en los que no tenemos muy claro quien saldrá victorioso. Por ejemplo, si queremos apostar por quien ganará un partido de fútbol, con la doble oportunidad podemos seleccionar uno de los equipos y el empate, o si lo deseamos los dos equipos, dejando fuera tan solo el empate. De este modo elegimos 2 de las 3 variables posibles. Evidentemente la doble oportunidad solo está disponible en eventos deportivos que permitan 3 resultados. Por ejemplo no está en partidos de tenis, que no tiene posibilidad de empate.

Más opciones de ganar

Así es, la doble oportunidad es el tipo de apuesta más seguro ya que significa seleccionar 2 de las 3 posibilidades. Como es lógico esto reduce drásticamente las cuotas a cobrar. Incluso aunque estemos apostando por el equipo que no es favorito y por el empate. Por lo general siempre se paga más el empate y uno de los dos equipos, que la opción de seleccionar los dos equipos y dejar fuera el empate. Lo malo es que rara vez encontraremos una cuota adecuada, es decir superior al 1,70€. Lo bueno es que podemos combinar esta apuesta con otras para subir la cuota. Por ejemplo combinando varias apuestas de doble oportunidad, o añadiendo un partido con doble oportunidad a una combinada en la que tuviésemos otras apuestas simples.

Por lo general las apuestas de doble oportunidad solo pueden seleccionarse para fútbol. Ya que en algunos deportes como en el baloncesto, a pesar de existir la posibilidad de que un partido termine empate, esta es extremadamente remota.

Consejos para la apuesta Doble oportunidad

Busca cuotas adecuadas, es decir no arriesgues tu dinero por cuotas inferiores a 1,70, porque sencillamente no merece la pena. No apuestes a la victoria de los dos equipos, por lo general la cuota no suele compensar. Utiliza la doble oportunidad para subir la cuota de alguna apuesta sencilla realizando una apuesta combinada. De este modo aunque selecciones dos eventos con doble oportunidad con una cuota entorno al 1,35€ ya conseguirás una combinada con una cuota superior al 1,70€.

Conclusión

La doble oportunidad es un tipo de apuesta muy “seguro” y por ese motivo es normal que sus cuotas sean siempre inferiores. Por eso funciona mejor como multiplicador de cuotas de otras apuestas que como apuesta individual. Esto no quiere decir que no se encuentren apuestas de doble oportunidad con cuotas decentes, pero muy a menudo tendremos que combinar este tipo de apuesta, con el tipo de apuesta combinada.